0

Podoroska y un reconocimiento en Miami

La rosarina recibió el premio de la WTA como irrupción del 2020

A pesar de que no tuvo un buen comienzo de año, a la WTA no se le olvida el desempeño de Nadia Podoroska durante el 2020. Luego de llegar a la semis del Roland Garros y lograr su mejor marca de toda la carrera, fue premiada por la organización como la Revelación del Año. Pero el trofeo finalmente lo recibió en las últimas horas durante su estadía en Miami por el Masters 1000.

st_ul6-H5_720x0__1

"En 2020 fui reconocida con el premio 'Irrupción del año'. Hoy me lo entregaron en mano y volví a sentir sensaciones hermosas como el año pasado. Estoy trabajando para reencontrarme con mi mejor nivel. Gracias a la WTA, a la prensa que me votó y a ustedes por el apoyo incondicional", fueron las palabras de Podoroska a través de sus redes sociales para expresar su alegría. Sin embargo, el éxito comienza a quedar lejano para la argentina, que en 2021 no tuvo destacadas actuaciones: no logró prosperar en el Australia Open ni en los torneos de México posteriores.

Pero la Peque demostró que quiere revertir la mala racha y ya comenzó con el pie derecho en Miami. En su presentación, se impuso ante la egipcia Mayar Sherif (124°) por 6-3 y 6-1 . 

En esta edición, estarán presentes nueve de las 10 las mejores del tenis mundial femenino. Ashleigh Barty (1°), Naomi Osaka (2°), Simona Halep (3°), Sofía Kenin (4°), Elina Svitolina (5°), Karolina Pliskova (6°), Aryna Sabalenka (8°) y Bianca Andreescu (9°) y Petra Kvitova (10°), a excepción de Serena Williams (7°), pisan fuerte en la competencia (a diferencia del masculino que sólo dispone cinco de los Top 10) y en caso de que Podoroska y la número 5 ganen, se enfrentarían por la próxima ronda, al igual que en aquel partido que cambió la realidad de la la rosarina, cuando dejó en el camino a la favorita en el Grand Slam.

 

Para ello, primero la número 48 deberá superar a Alexandrova. El único antecedente entre ambas se remite al año pasado, cuando la rusa se impuso por 6-2 y 6-1, en Linz (Austria), torneo al que Podoroska arribó tras la hazaña en París. Pese a que aquella vez la europea no necesitó más de una hora para eliminar a la argentina, el reconocimiento de la WTA puede significar un empujoncito para que la Peque encare el partido de la mejor manera y vuelva a lucirse entre las mejores del mundo.

 

FUENTE: OLÉ

Registrate y enterate de nuestras promociones antes que nadie!